Comparta éste artículo
VIRAL

Acusan de racismo a supermercado por poner alarmas a maquillaje en tonos oscuros

Una clienta acusó de racismo a un supermercado porque solo le colocaron etiquetas de seguridad a maquillajes en tonos oscuros

GLOBAL

·
Acusan a supermercado de racismoCréditos: Twitter

Una cadena de supermercados en Reino Unido se vio envuelta en una polémica en redes sociales, luego de que una usuaria los acusara de racismo porque que en una de sus sucursales solo le colocaron alarmas de seguridad a los maquillajes en tonos oscuros y les cuestionó si las personas blancas no robaban.

"@tesco ¿puedes explicar esto? ¿Entonces los blancos no roban? ¡Absolutamente vergonzoso y sin mencionar racista!", escribió la usuaria de Twitter @nataliewestgate junto a una fotografía de los productos.

La mujer que denunció el caso fue identificada como Natalie Westgate, una madre de tres hijos, quien dijo a The Sun que entró a una tienda Tesco en el oeste de Londres y ahí se dio cuenta de que algunos de los productos de la línea Garnier SkinActive BB Cream tenían alarmas de seguridad, pero solo lo que eran en tonos oscuros, mientras que los tonalidades claras no tenían protección.

Acusan a supermercado de Racismo (Twitter)

TE PUEDE INTERESAR: Acusan a Sonora Grill Prime de discriminar y sentar a los clientes según su color de piel

Más tarde, la usuaria publicó el mensaje de respuesta que le enviaron por parte de Tesco, donde le explicaron que su intención no era ofender a ningún sector de la población, pero a veces ponían etiquetas de seguridad a los productos que se robaban con mayor frecuencia en sus tiendas.

“Nuestras tiendas a veces pueden usar etiquetas de seguridad en artículos que recientemente han sido objeto de robo y la decisión de hacerlo cambia de una tienda a otra”, respondió Tesco a la clienta.

Acusan a supermercado de Racismo (Twitter)

TE PUEDE INTERESAR: Otra exempleada de Sonora Grill afirma que existen "pigmento zonas" en el restaurante

La cadena de supermercados añadió que estaban orgullosos de servir a todas las comunidades y estaban trabajando en generar un entorno más inclusivo. Además, le reiteraron que las alarmas solo eran una medida de seguridad, pero las personas que desearan comprarlos podían acercarse a los empleados para recibir ayuda.

Sin embargo, la clienta rechazó las explicaciones que le dio la empresa y le pidió a uno de los empleados que le pusieran alarmas de seguridad a toda la gama de productos o no se las pusieran a ninguno porque lo que hacían era racismo.

"Por favor, pregúntele a la etnia y al Grupo Asesor de Black Voices qué piensan sobre la seguridad, solo etiquetando los tonos oscuros y luego contácteme", respondió la clienta.