Comparta éste artículo
LUNA BELLA

Luna Bella: la vez que dejó el cine de adultos para volverse cristiana

Verónica Meléndez, conocida como Luna Bella y su transición del contenido para adultos al cristianismo y su búsqueda de paz interior.

TENDENCIAS

·
Luna Bella: la vez que dejó el cine de adultos para volverse cristiana.Créditos: Especial

Verónica Meléndez, mejor conocida en las redes sociales como Luna Bella, ha sido protagonista de numerosas controversias y momentos impactantes, como la reciente polémica de sus videos en el metro de la CDMX. Sin embargo, uno de los capítulos más reveladores de su vida ocurrió en 2016, cuando la famosa influencer y creadora de contenido anunció su sorprendente decisión de alejarse del mundo del cine para adultos y volverse cristiana, una elección que marcó un antes y un después en su existencia. 

En el turbulento mundo de las redes sociales, pocos personajes han sido tan polarizantes como Luna Bella. Originaria de Monterrey, Nuevo León, Verónica ganó popularidad por su contenido explícito y su abierta personalidad. A lo largo de su carrera, compartió aspectos íntimos de su vida, desde su infancia marcada por la pobreza y el bullying, hasta las difíciles circunstancias que la llevaron a ganarse la vida a través de su cuerpo.

En 2016, Luna Bella sorprendió a sus seguidores al anunciar que había decidido dejar atrás su vida de excesos y controversias para seguir el camino de la espiritualidad y el cristianismo. Esta decisión surgió tras una profunda crisis personal que incluyó graves problemas de drogadicción. "Llegué a un extremo en el que ya no sabía dónde estaba, ni con quién despertaba, ni quién era; la fiesta la empezaba los jueves y terminaba hasta el domingo", confesó en una entrevista.

Te puede interesar: Policía que grabó video con Luna Bella asegura que no ha sido despedido

El camino hacia su transformación no fue fácil. Luna Bella describió cómo la drogadicción la llevó a experimentar alucinaciones aterradoras que oscurecieron su vida diaria. Este momento de crisis existenciales en su vida se reflejaba en su manera de vestir, pensar y en las personas con las que se rodeaba. La situación se volvió tan insostenible que empezó a considerar el suicidio como única salida. 

Fue en medio de este círculo autodestructivo que Luna Bella encontró un rayo de esperanza en Acapulco. Allí conoció a su ex pareja, cuyos padres eran cristianos devotos. A través de ellos, encontró un refugio y comenzó a explorar el cristianismo como una forma de alejarse de la oscuridad que la rodeaba.

Al unirse a la comunidad cristiana, Luna Bella experimentó una transformación. "Recibir a Cristo en mi corazón me brindó otra mentalidad llena de luz", afirmó. Sin embargo, su transición no estuvo exenta de desafíos. Dentro de la iglesia, se sintió reprimida por las estrictas normas y expectativas que le imponían. "Me empezaron a decir: no te vistas así, no puedes hablar así y no puedes tener amigos de la comunidad gay, ni que se dediquen a la prostitución", recordó.

A pesar de estos conflictos, Luna Bella encontró en la espiritualidad una fuente de fortaleza. Decidió que no necesitaba estar en una iglesia para mantener su fe. "Dios conoce lo que hay en mi corazón y no necesito estar en una iglesia para que me escuche; soy creyente y no necesito estar en una iglesia para que me escuche", declaró, reafirmando su identidad como una mujer libre y espiritual.

Te puede interesar: "Esta funa se me resbala": Luna Bella rompe el silencio sobre polémico video en el metro

¿Cuál es su reciente polémica? 

Recientemente, Luna Bella volvió a acaparar la atención en las redes sociales tras grabar un video íntimo en un vagón de la Línea 6 del Metro de la CDMX. El suceso, que fue compartido por varios usuarios en la plataforma X (Twitter), desató una ola de críticas y cuestionamientos sobre su trayectoria y decisiones personales, sobre todo por la falta de ética al utilizar un medio de transporte como escenario para su contenido sin tomar en cuenta a los que se encontraban dentro del vagón. 

Este incidente reavivó el interés en su pasado y su breve incursión en el cristianismo. Aunque muchos cuestionan su sinceridad y motivaciones, Luna Bella ha sido clara en su postura. Su tiempo en la iglesia, aunque breve, fue un intento genuino de encontrar paz y redención. Sin embargo, la rigidez de la comunidad religiosa y su propia naturaleza indomable la llevaron a buscar un equilibrio entre su espiritualidad y su libertad personal.

Para muchos de sus seguidores, Luna Bella representa una figura de autenticidad. Su disposición a compartir sus luchas personales y su búsqueda de redención ha resonado con aquellos que enfrentan desafíos similares. Aunque su camino ha estado lleno de altibajos, su historia es una prueba de que la transformación y el crecimiento personal son posibles, incluso en las circunstancias más difíciles.

¡Ya puedes seguirnos en WhatsApp Channels y te invitamos a nuestro nuevo Newsletter completamente gratis!

Google News