Comparta éste artículo
Main logo

DEA revela que cárteles mexicanos usan Facebook y TikTok para traficar fentanilo

A través de redes sociales como Snapchat, Facebook, Facebook Messenger, Instagram, TikTok y YouTube, grupos criminales estarían vendiendo pastillas que contienen una dosis de fentanilo, la cual puede ser letal, informó la DEA

GLOBAL

·

La Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA, por sus siglas en inglés) dio a conocer que los cárteles mexicanos utilizan las redes sociales para traficar fentanilo en EU. 

"A un solo click de un teléfono inteligente" los grupos criminales están aprovechando para vender pastillas falsas mezcladas con esta droga. Lo que ha provocado que las muertes por sobredosis "alcancen un nivel devastador".

"Estas píldoras recetadas falsas están diseñadas para parecer casi idénticas a las recetas legítimas, como Oxycontin, Percocet, Vicodin, Adderall, Xanax y otros medicamentos, y se han encontrado en todos los estados del país", detalló la DEA en un comunicado

En ese sentido, la Agencia ha determinado que cuatro de cada diez píldoras obtenidas con recetas falsas contienen al menos dos miligramos de fentanilo, la cual se considera una dosis letal.

fentanilo DEA
Imagen ilustrativa (Flickr)

"Están utilizando estas plataformas para inundar nuestro país con fentanilo. La facilidad con la que los traficantes de drogas pueden operar en las redes sociales y otras aplicaciones populares para teléfonos inteligentes está alimentando la epidemia de sobredosis sin precedentes de nuestra nación", aseguró Anne Milgram, administradora de la DEA.

Y es durante los últimos meses, al menos 76 casos de sobredosis o muerte están relacionados a la compra de fentanilo a través de redes sociales como Snapchat, Facebook, Facebook Messenger, Instagram, TikTok y YouTube.

De estos, "32 casos tienen vínculos directos con las principales redes de drogas mexicanas que producen y distribuyen fentanilo en masa". 

Debido a lo anterior, la DEA lanzó la campaña One Pill Can Kill para informar al público estadounidense sobre los riesgos de las píldoras obtenidas con recetas falsas.