Comparta éste artículo
LA EMPERATRIZ

Grafiteros hacen de las suyas con "La Emperatriz" y causan retraso en su regreso a Canadá

El icónico tren-museo La Emperatriz fue grafiteado durante su recorrido por México, generando un retraso en su esperado regreso a Canadá

TENDENCIAS

·
Grafiteros hacen de las suyas con "La Emperatriz" y causan retraso en su regreso a Canadá.Créditos: X (Twitter)

En una travesía histórica por tierras mexicanas, La Emperatriz, la última locomotora de vapor en operación en el mundo, se convirtió en el blanco de los grafiteros. Este incidente no solo causó un retraso en su itinerario de regreso a Canadá, sino que también desató una ola de reacciones entre los entusiastas del ferrocarril y el público en general.

La Emperatriz 2816, más que un tren, es un museo móvil que cautivó a miles de personas en su paso por México. En Nuevo León, San Luis Potosí, Hidalgo y Ciudad de México, multitudes se congregaron para admirar y fotografiar esta joya histórica. Sin embargo, la emoción del público no logró disuadir a los grafiteros que, en un desafortunado giro de eventos, rayaron la emblemática locomotora.

A través de las redes sociales comenzaron a circular imágenes que mostraban el tren con una firma de graffiti que decía "Tache". Aunque no se ha podido determinar con certeza si el acto ocurrió en la Ciudad de México o en otro punto de su recorrido, el daño ya estaba hecho y se especula que este podría ser el motivo del retraso en su retorno a Canadá.

Te puede interesar: Difunden las primeras imágenes de la locomotora 'La Emperatriz' en la CDMX

La Emperatriz tenía programado iniciar su viaje de regreso la mañana del sábado 8 de junio, después de su exhibición en la CDMX el 7 de junio. Sin embargo, su partida se pospuso hasta la madrugada del domingo 9 de junio, sin explicaciones oficiales sobre las razones del retraso.

Esta imagen muestra el acto de vandalismo a la máquina Créditos: X

El Canadian 2816, conocido cariñosamente como La Emperatriz, es una locomotora de vapor construida en 1930. Durante tres décadas, sirvió como tren de pasajeros hasta 1960, cuando fue retirada del servicio activo y trasladada al museo Steamtown en Vermont, Estados Unidos. Años más tarde, la empresa Canadian Pacific Railway (CPR) la restauró y devolvió a los rieles para recorridos de exhibición, transformándola en una pieza de museo rodante, desde su construcción la máquina se había mantenido intacta ante el vandalismo. 

El viaje de La Emperatriz por México formó parte del tour "El Último Clavo", una conmemoración de la fusión entre Canadian Pacific (CP) y Kansas City Southern (KCS). Este recorrido especial llevó la histórica locomotora a través de varios estados mexicanos, donde se convirtió en un fenómeno cultural y una atracción para personas de todas las edades.

Te puede interesar: Dulce, la joven que murió por tomarse una 'selfie' con la locomotora ‘La Emperatriz’, esperaba con ansias su paso

Tras su retraso, La Emperatriz emprendió su regreso, pasando primero por el estado de Hidalgo. Desde allí, atravesará todo Estados Unidos hasta llegar a Calgary, Canadá, su punto de partida original. Este viaje de retorno será una oportunidad más para que los amantes del ferrocarril en América del Norte puedan ver en acción a esta maravilla de la ingeniería del siglo pasado.

El vandalismo sufrido por La Emperatriz ha desatado un debate sobre la protección de los patrimonios históricos y culturales. Si bien el graffiti es una forma de expresión artística, la mayoría está de acuerdo en que hay un tiempo y un lugar para ello y una pieza histórica como La Emperatriz no es el lienzo adecuado.

¡Ya puedes seguirnos en WhatsApp Channels y te invitamos a nuestro nuevo Newsletter completamente gratis!

Google News