Comparta éste artículo
ESTADOS

Jostin y Manuel salieron a vender un perrito y fueron encontrados sin vida

Manuel de Jesús Flores Zúñiga y Jostin Rudybey Vázquez Morales, fueron asesinados por miembros del CJGN en Chiapas.

TENDENCIAS

·
Jóvenes son asesinados por el CJNG en Chiapas. Créditos: Especial

Manuel de Jesús Flores Zúñiga, de 25 años, originario de Comalapa, Chiapas, apareció sin vida junto con su sobrino Jostin Rudybey Vázquez Morales, de 19 años, luego de que el pasado 12 de septiembre, fueron levantados cuando salieron de su domicilio hacia Motozintla para vender un perrito recién nacido. 

Tras perder contacto con ambos jóvenes, sus familiares iniciaron una intensa búsqueda e interpusieron una denuncia ante la Fiscalía General del Estado (FGE), dependencia que emitió una ficha oficial de búsqueda.

Sin embargo, tras once días de su desaparición, este jueves se confirmó que ambos jóvenes fueron ejecutados junto con otras dos personas, que también presentaban signos de violencia y tortura. 

Jóvenes fueron expuestos en redes sociales 

Luego de que familiares reportaron la desaparición de los jóvenes, el sábado 23 y el domingo 24 de septiembre en redes sociales comenzaron a circular videos y  fotografías en las que se observa el momento en que fueron torturados y asesinados a manos de un grupo de hombres que aseguran son del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG). 

Tras conocer el contenido visual que circuló en redes, la familia de los jóvenes recibió una llamada en la que les confirmaron la muerte de ambos; sin embargo, debido a los diversos bloqueos carreteros a lo largo de 50 kilómetros, como parte de la confrontación de grupos criminales, les fue imposible llegar a Motozintla para recuperar los cuerpos.

“Lo último que sabemos es que cuatro cadáveres estuvieron allá tirados en Motozintla desde el viernes, lo único que queremos es recuperar los cuerpos y darles cristiana sepultura porque ya los identificamos en fotos y videos tan crueles que han subido a las redes sociales... Sólo apóyenos a traerlos y tenerlos con nosotros y enterrarlos como debe de ser, pero seguimos exigiendo justicia al gobierno a donde sea; que hagan algo”, indicó la madre de Jostin.

Familiares piden justicia 

Familiares de los jóvenes dieron a conocer que las víctimas no sabían sobre la peligrosidad de este lugar. Destacaron que eran humildes y trabajadores, y que Manuel de Jesús estaba vendiendo al perrito de raza pug para comprar leche para su bebé.

La muerte de ambos deja una herida enorme para sus seres queridos y se da en un contexto en el que el Cártel de Sinaloa y el CJNG se disputan los caminos de la frontera sur, cruciales para el trasiego y la entrada de drogas al país. Aunque, la llegada de más militares a la zona da esperanza a los pobladores para recuperar la paz. 

Para más noticias síguenos en Google News

Google News