SAT pone en aprietos a red indígena que desafió a Slim


Para Telecomunicaciones Indígenas Comunitarias (TIC) no ha sido nada fácil enfrentarse a los gigantes de las telecomunicaciones.

El Sistema de Administración Tributaria (SAT) congeló la cuenta bancaria de la cuarta red de telefonía móvil que opera en México después de Telcel, Telefónica y AT&T por la falta de pago de un crédito fiscal de 200 mil pesos correspondiente a 2016.

La medida, que entró en vigor desde el 21 de mayo, afecta a la cuenta desde la cual se realizan pagos de nómina, a proveedores y se aporta al mantenimiento de la red que lleva el servicio de telefonía móvil a casi 4,000 usuarios en 16 comunidades de Oaxaca.

Y aunque TIC ha encontrado la manera de mantenerse en operación pese al embargo de la cuenta, la situación representa una carga adicional para la red e impide que se concentre en proyectos cómo expandir su cobertura a Guerrero.

“Podemos mantener la operación, pero estamos trabajando doble administrativa y operativamente (…) Nos pone en una situación desventajosa. Mucho del tiempo que queremos utilizar para la expansión de la red lo estamos utilizando en defendernos, en atender esta urgencia creada por el propio SAT”, señaló Erick Huerta, coordinador general Redes por la Diversidad, Equidad y Sustentabilidad, asociación civil que impulsó la creación de TIC.

Te puede interesar: La red indígena que venció al imperio de Slim y ahora va por más

Los miembros de la red y las asociaciones que la impulsaron tienen previsto reunirse con el SAT para tratar de descongelar la cuenta y ofrecer otra garantía de pago. También solicitaron la intervención del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI).

“Ellos están muy preocupados porque conocen bastante bien el proyecto y saben que para estas comunidades es el único medio de comunicación”, dijo Huerta a Quinto Poder.

TIC ha tenido que defender su existencia por la vía legal desde 2016. El año pasado consiguió un amparo respecto al pago de derechos que le exigía el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) por el uso del espectro radioeléctrico correspondiente al ejercicio de 2017 y que ascendía a 700 mil pesos; pero aún tiene pendiente una resolución sobre el crédito fiscal impuesto por el ejercicio de 2016 de 200 mil pesos.

La red tiene una concesión para uso social y cobra 40 pesos mensuales por llamadas y mensajes entre sus miembros, de ese monto 25 pesos se quedan en la comunidad para el mantenimiento de la red y 15 son para TIC.

Consigue más noticias en tu e-mail

Inscribirse al newsletter para recibir noticias en tu correo.