REGRESAR

Victimas de abuso revelan la cantidad que el Vaticano y LDC ofrecieron por su silencio

Por: QuintoPoder
Feb. 17

Compartir:


Gracias a una llamada intervenida, fue como el hijo de Yolanda Martínez, quien fuera abusado sexualmente por uno de los sacerdotes de los Legionarios de Cristo, expuso mundialmente la forma en que el Vaticano busca silenciar a las víctimas.

El responsable de este delito fue el sacerdote mexicano Vladimir Reséndiz Gutiérrez, cuando se encontraba dirigiendo el el seminario de los Legionarios en Gozzano, cerca de la frontera de Italia con Suiza.

Reséndiz abusó sexualmente del adolescente de forma reiterada. Luego de la denuncia se abrió una carpeta de investigación, la cual culminó con la condena del sacerdote en 2019.

Sin embargo, el legionario fue condenado “en ausencia” y se cree que viven en Guadalajara, México, reveló AP.

Pero este proceso no fue sencillo, y es que Yolanda Martínez habría recibido una llamada del Vaticano en la que se establecía lo siguiente:

“La familia de Martínez recibiría 15,000 euros (poco más de 300 mil pesos) por parte de los Legionarios, pero a cambio su hijo tendría que retractarse del testimonio que dio a los fiscales de Milán en el que dijo que un legionario había abusado de él repetidamente cuando tenía 12 años y estudiaba en un seminario de la orden en el norte de Italia”, detalla la Agencia.

Por este hecho, la madre del joven recurrió al cardenal Velasio de Paolis, el funcionario del Vaticano designado por el papa para liderar y limpiar la congregación. Él le dijo que debería tratar de llegar a un pacto con el Vaticano, sin necesidad de abogados.

“Los abogados complican las cosas. Incluso las Escrituras dicen que entre cristianos debemos encontrar acuerdos”, aseguró en la llamada.

Yolanda Martínez grabó las declaraciones de De Paolis, dicha llamada forma parte de un juicio que comenzará en marzo en Milán.

La defensa alega que los abogados y los legionarios intentaron obstruir a la justicia y extorsionar a la familia de Martínez al ofrecerles dinero para retractarse de un testimonio dado ante las autoridades con la esperanza de anular la investigación criminal sobre el abusador, el sacerdote mexicano Vladimir Reséndiz Gutiérrez.

Y aunque De Paolis falleció en 2017, se le culpa de no haber tocado nunca a los pupilos de Marcial Maciel. 

En 2010, el papa Benedicto le había confiado este cardenal dar un giro a los Legionarios después de las revelaciones realizadas contra Maciel. Y aunque se le pidió al papa terminar con esta congregación, él se negó a hacerlo y dio a De Paolis todo el poder posible para reconstruir a los Legionarios y someterlos a un presunto profundo proceso de “purificación”.

Sin embargo, el cardenal nunca investigó los crímenes que envuelven a esta congregación y también se negó a reabrir las denuncias contra otros sacerdotes pederastas.

Esta es sólo una de las historias que revelan la forma en que la Iglesia intentó silenciar a las víctimas de abusos por parte de sacerdotes pertenecientes a Los Legionarios de Cristo.

 


ARTÍCULOS RELACIONADOS




Suscríbete a nuestro Newsletter

Por el momento estamos en construcción pero déjanos tus datos y muy pronto empezarás a recibir información de nosotros.