REGRESAR

7 consejos saludables para evitar que te pases de rosca en la temporada decembrina

Por: QuintoPoder
Dic. 06

Compartir:


Por Jimena Torres Pérez

Las fiestas decembrinas no son un pretexto para salirnos de un estilo de vida saludable, aunque para muchos pudiera ser sinónimo de excesos. Las estadísticas señalan que la mayoría de las personas acaban la temporada decembrina con entre tres o cinco kilos de más, de acuerdo a datos del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Esto es el reflejo de los excesos alimenticios, que pueden tener también otras consecuencias para la salud, especialmente en personas con diabetes, colesterol elevado, hipertensión, o triglicéridos altos.

Para disfrutar de esta época, así como de las reuniones, comida típica, brindis y demás celebraciones, sólo requerimos tomar un poco de conciencia sobre los efectos que éstas tendrán en nuestro cuerpo y, sobre todo, lo que requerirás para volver a tu estado de salud regular, y seguramente eso te permitirá disfrutarlas sin descuidarte, ni excederte.

Si buscas cuidar tu peso y porcentaje de grasa, además de mantener una buena salud, y particularmente a raya los niveles de glucosa, colesterol, triglicéridos y presión arterial, debemos aprender a hacer buenas elecciones y a ser conscientes de nuestro cuerpo.

Es importante no sentirse restringido, ya que esto puede causar ansiedad y todavía más antojos. Algunos consejos útiles para pasar estas fiestas navideñas sin repercusiones en nuestro cuerpo, son los siguientes:

1.-Busca tu equilibrio. Si vas a ir a una cena, procura mantener comidas ligeras durante el día, o bien, busca opciones de alimentos que sean bajos en grasa o que contengan menos calorías, como alimentos asados o ensaladas.

2.-Toma suficiente agua. La recomendación de los expertos es consumir por lo menos dos litros de agua natural durante el día, lo que evitará confundir episodios de hambre así como algunos síntomas de deshidratación.

 3.-No te saltes comidas, de esa manera evitarás comer en exceso. Recuerda tomar tus alimentos tres veces al día y consumir una colación entre comidas (jícama, uvas, cacahuates, almendras, por ejemplo). Incluye cantidades abundantes de frutas y verduras.

4.-Disfruta tus alimentos. Siéntate en el comedor y come sin prisas. Masticar cada bocado varias veces facilita la digestión y te ayuda a sentirte satisfecho.

5.-Modera tu consumo de grasas, azúcar y sal. No le agregues sal adicional a los alimentos, escoge opciones con menos grasa, e intenta evitar los empanizados, fritos y capeados, disminuye también la cantidad de azúcar de tus bebidas. Si recibes algunos obsequios muy azucarados una buena forma de librar su consumo es compartiéndolos. ¡No todo lo consumas tú!

En cuanto a los postres y dulces, se puede elegir un sustituto para prepararlos o al menos reducir el azúcar a un 50%.Por otra parte, si hay niños en casa, involúcralos en la preparación de los alimentos, eso es algo que puede llegar a ser muy útil, dejar que corten verduras suaves con cuchillos de plástico, elegir decoraciones de los platos, mezclar las ensaladas, pelar huevos duros, entre otras actividades sencillas y seguras.

6.-Mantente activo. No olvides incluir alguna actividad física en la rutina diaria, como caminar, correr, andar en bicicleta, nadar o lo que más se adapte a tus posibilidades por lo menos 30 minutos al día. Si pueden ser 40, ¡mucho mejor!

7.-Modera el consumo de bebidas alcohólicas. No te excedas en el consumo de bebidas alcohólicas. Selecciona aquéllas que van acompañadas con agua mineral o refresco de dieta, así como incluir un vaso de agua natural entre cada una de tu copas.

Para que puedas disfrutar esta fechas sin remordimientos, puedes moderar el consumo de frituras o alimentos altos en grasa durante las cenas, principalmente elegir aquellos platillos que tengan verduras o frutas como parte de sus ingredientes.

Si se padeces alguna enfermedad crónica, se debe seguir el tratamiento lo mejor posible, siguiendo las indicaciones de un profesional de la salud y modificar la alimentación de acuerdo al padecimiento.

Recuerda que la alimentación no tiene que ser prohibitiva ni aburrida, podemos disfrutar de nuestras tradiciones, pero de forma equilibrada.

La clave de una buena alimentación radica en tu propia responsabilidad para respetar y cuidar tu organismo, sin alejarlo de los placeres de la maravillosa gastronomía mexicana. Todo radica en el equilibrio.

La autora es Licenciada en Nutrición Humana por la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), especialista en Orientación nutricional en trastornos afectivos y alimentarios por el Instituto Nacional de Psiquiatría Ramón de la Fuente Muñíz, diplomada en Nutrición y complementación deportiva por la UNAM y la UAM, y diplomada en Orientación nutricional en padecimientos metabólicos por la Asociación Mexicana de Diabetes y por el Instituto Nacional de Nutrición. Encabeza desde hace 10 años el consultorio Nutrición Integral.
Contacto: nutricionintegraljt@gmail.com
Facebook: @NutricionIntegralJT
Las opiniones recogidas en este artículo pertenecen a la autora y no representan necesariamente el punto de vista de Quinto Poder.



ARTÍCULOS RELACIONADOS






Encuestas

¿Estás a favor de la construcción del aeropuerto en Santa Lucía?

  • (66%)

  • No (31%)

  • Me da lo mismo (3%)

Loading ... Loading ...

Suscríbete a nuestro Newsletter

Por el momento estamos en construcción pero déjanos tus datos y muy pronto empezarás a recibir información de nosotros.