20 datos para que sepas realmente quién es Rosario Robles


Ahora que Rosario Robles está en ‘el ojo del huracán’, luego de ser requerida por la Fiscalía General de la República por ejercicio indebido del servicio público, aquí presentamos una serie de datos que tal vez no conocías de la aliada de Peña Nieto.

Rosario Robles Berlanga es egresada de la Universidad Nacional Autónoma de México, donde estudió Economía. Antes de entrar a la universidad, fue alumna del CCH Naucalpan.

En documentos clasificados que hicieron de ella, publicados por El Universal, se revela que el gobierno la espió desde los 17 años, cuando comenzó a participar en asambleas de estudiantes.

En esas investigaciones, de 461 fojas, hechas entre 1974 y 1979 se detalla el activismo de la exsecretaria de Desarrollo Social, quien en 1974 cerró la Facultad de Economía para pedir la destitución de la directora del plantel,  María Elena Sandoval.

Un año antes, Rosario Robles también participó en las movilizaciones para que sacar al rector de la UNAM, Guillermo Soberón Acevedo.

TE PUEDE INTERESAR: La Fiscalía General ahora va por Rosario Robles; así responde ella

Ese activismo político la acercó a Cuauhtémoc Cárdenas, quien participó en las elecciones de 1988. Ahí fue cuando también se acercó a Andrés Manuel López Obrador, pues ambos apoyaban al entonces candidato presidencial.

Cuando Cuauhtémoc Cardenas se convirtió en el primer jefe de Gobierno del Distrito Federal, Rosario Robles fue la secretaria de gobierno.

Cuando Cárdenas decidió dejar su cargo para competir en las elecciones presidenciales del 2000, Robles asumió la jefatura de manera temporal. Fue la primera mujer en ejercer ese cargo. Le pasó la estafeta a AMLO, quien ganó las elecciones de ese año.

Del 2002 al 2003 fue la presidenta del PRD, época en la que conoció al empresario Carlos Ahumada, con quien sostuvo una relación sentimental.

En el 2004, Ahumada filtró unos videos que había grabado un año antes en los que se observaba Gustavo Ponce, secretario de Finanzas de López Obrador, y a René Bejarano, operador político del jefe de Gobierno, recibiendo dinero, supestamente para las campañas políticas intermedias.

Rosario Robles, quien ya había dejado la presidencia del PRD en el 2003, según reveló Ahumada en su libro ‘Derecho de Réplica’, participó en la difusión de esos videos que se dieron a conocer el el programa ‘El Mañanero’, conducido por ‘Brozo’ para ‘desestabilizar’ una posible candidatura presidencial del tabasqueño.

El el mismo libro, Ahumada también dijo que Robles Berlanga lo acompañó a la casa del expresidente Carlos Salinas de Gortari para que viera los “videoescándalos”.

Incluso, dijo que tanta era la obsesión de Rosario Robles por llegar a la presidencia, que Carlos Salinas le puso una banda presidencial.

La relación entre Rosario Robles y Carlos Ahumada fue la que hizo que rompiera su relación con López Obrador. ´

TE PUEDE INTERESAR: Políticos mexicanos envueltos en videoescándalos que los han metido en problemas

Después de ese episodio, la funcionaria se mantuvo alejada de la política, hasta la llegada de Enrique Peña Nieto a Los Pinos, quien en el 2012 la nombró secretaria de Desarrollo Social, cargo en el que estuvo hasta el 2015.

Después, fue reubicada en la Secretaria de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano de México, cargo que ocupó hasta que se acabó el sexenio del priista.

Durante su gestión en la secretaría de Desarrollo Social se detectó el desvío de parte de dependencias del gobierno federal por cerca de 7 mil 670 millones de pesos a diversas empresas fantasma.

Por esa razón es que la Fiscalía busca vincularla a proceso, aunque la exsecretaria ya tramitó un amparo contra una posible orden de aprehensión.

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo, durante su conferencia de prensa matutina, que en su gobierno no habrá impunidad para nadie.

¿Crees que Rosario Robles enfrente a la justicia?

POR SI NO LO VISTE:

Consigue más noticias en tu e-mail

Inscribirse al newsletter para recibir noticias en tu correo.

Quinto Poder

Denunciamos todo lo que apesta a corrupción, lacra e injusticia. No basta con que te indignes, mejor alza la voz y ayúdanos a impulsar una reflexión. Sin protegidos ni favoritos, Quinto Poder es tu voz.