#Sextorsión: Celebridades que han sido víctimas de delitos por fotos íntimas


Ahora ya no sólo debes cuidarte de los RATEROS que te roban el coche o la cartera, también deberás hacer lo mismo con tu celular, las fotos que llevas en él  y tu intimidad porque… podrían extorsionarte.

Tener un teléfono móvil con cámara incluida te pone a dos clicks de tomarte fotos comprometedoras, sí exacto, las llamadas NUDES o fotos como Dios te trajo al mundo.

Hay que recordar que en México la extorsión, según datos difundidos por el INEGI, es el segundo delito de alto impacto que con mayor frecuencia se reporta, sólo por detrás del robo a transeúntes y en transporte público.

Algo que acostumbra a hacer Kim Kardashian… buena ella lo hace con toda la intención.

Recientemente estos RATEROS INFORMÁTICOS han encontrado en sus víctimas a celebridades millonarias, que saben, tendrán que desembolsar una buena cantidad para que su vida privada no salga a la luz, situación que ya le ha ocurrido a varias MEXICANAS.

Ninel Conde

La actriz compartió en su cuenta de Twitter un par de fotos, mismas que le fueron robadas y la AMENAZARON con publicarlas si no pagaba, ¿qué fue lo que hizo Ninel? compartirlas con todos sus seguidores para echarle a perder “el negocio” a los delincuentes que la amenazaron.

Kate del Castillo

La ‘Reina del Sur’ también fue víctima de este delito cibernético.

La actriz que ha acusado al gobierno mexicano de orquestar una persecución en su contra, se había tomado unas fotos en topless, y un buen día le mandaron un mensaje intentando extorsionarla, ella de inmediato acudió al FBI, que ya investiga el caso.

Ooooh what a night!

A post shared by Kate del Castillo (@katedelcastillo) on

Montserrat Oliver

Antes de que terminara el 2017, uno de los casos más sonados fue el de Montserrat Oliver, a quien le robaron fotos íntimas con su pareja Yaya Kosikova. Cuando salieron a la luz, de inmediato la actriz acudió con las autoridades para buscar a los responsables, incluso ella publicó un mensaje.

“Me siento profundamente triste, dolida y vulnerada por el hackeo de imágenes íntimas que están ahora circulando en redes sociales. Me sumo a las mujeres que en las últimas semanas han denunciado acoso y abuso de género. La violación de mi privacidad para hacer público algo tan personal y hasta llegar a alterar imágenes para incrementar el morbo es acoso y abuso. Se que no soy la primera persona publica en el mundo a la que invaden de esta manera pero espero ser de las ultimas. Me duele que después de 30 años de carrera intachable y labor altruista sólo se quiera mirar mi intimidad. Les pido su ayuda para parar la viralización de estas imágenes y mostrar una vez más lo solidarios que podemos ser todos. Gracias. #MeToo #hoysoyyomañanapuedessertu”

White XMas! #slovakia

A post shared by Montserrat Oliver Grimau (@montserrat33) on

Carmen Aub

La actriz de la serie “El Señor de los Cielos” contó que una reportera le pedía MIL DÓLARES para no compartir sus fotos, así que Carmen decidió postearlas en sus redes sociales y así DARLE UNA CACHETADA  a los abusivos. Eso sí, siempre cuidó proteger su integridad y la de su compañero de foto.

Las celebridades gringas no se salvan

Hace un par de años surgió el famoso “CELEBGATE, en el cual más de una decena de actrices y cantantes sufrieron de la ‘sextorsión’ al darse a conocer sus fotos íntimas. Como suele pasar en Estados Unidos, atraparon a uno de los responsables y le dieron 18 meses de cárcel.

Entre las celebridades que se vieron afectadas se encuentra la ganadora del Oscar, Jennifer Lawrence, Kate Upton y Anne Hathaway.

Aunque al no ser una figura pública quizá no seas extorsionado por un paparazzi, pero sí por tu [email protected] [email protected] así que ten mucho cuidado.

#SGS

Consigue más noticias en tu e-mail

Inscribirse al newsletter para recibir noticias en tu correo.

Quinto Poder

Denunciamos todo lo que apesta a corrupción, lacra e injusticia. No basta con que te indignes, mejor alza la voz y ayúdanos a impulsar una reflexión. Sin protegidos ni favoritos, Quinto Poder es tu voz.