#DeMiedo: La ley con la que las Fuerzas Armadas nos tendrían a raya


¿Recuerdas el caso Tlatlaya? Si, aquel en el que el Ejército Mexicano presuntamente ejecutó extrajudicialmente a presuntos criminales y en la que supuestamente alteraron la escena del crimen. Ese es sólo uno de los varios casos en los que integrantes de las fuerzas armadas se han pasado de la raya.

¿Qué pensarías si te decimos que los diputados quieren aprobar una ley que le conceda aún más poder el ejército para participar en acciones que le corresponden a autoridades civiles?

No, no es una broma de mal gusto, los diputados del PRI presentaron la iniciativa de Ley de Seguridad Interior que además quieren aprobar a más tardar el 30 de abril, pero, ¿por qué tendrán tanta prisa?

Para que estés prevenido, te presentamos cinco datos que debes saber de esta ley que, entre otras cosas, legalizaría el uso de la fuerza militar por parte del gobierno.

1.-La también llamada #LeyGolpista, es promovida por diputados del PRI, principalmente César Camacho Quiroz y Martha Sofía Tamayo Morales. Esta iniciativa también ha tenido el respaldo del PAN, Partido Verde y Movimiento Ciudadano.

2.- Busca regular la participación de las Fuerzas Armadas, es decir el Ejército, Marina y la Fuerza Aérea en acciones de seguridad pública como: patrullajes; intercepción de sospechosos por vía terrestre, aérea y marítima; y “las demás que se consideren necesarias”, lo cual nos deja una gran duda, porque entonces pueden llevar a cabo cualquier acción en nombre del orden.

3.- Le daría la posibilidad a las fuerzas armadas para controlar, repeler o neutralizar actos de RESISTENCIA NO AGRESIVA, agresiva o agresiva grave. Leíste bien, el ejército podría intervenir para controlar acciones NO agresivas de los ciudadanos, si el gobierno considera que son una amenaza para la seguridad.

4.- Las fuerzas armadas y las autoridades federales podrán hacer uso de CUALQUIER MÉTODO DE RECOLECCIÓN DE INFORMACIÓN para preservar la seguridad interior, es decir, tendrán más formas para espiar a los ciudadanos si consideran que existe un riesgo.

5.- Intelectuales y organizaciones de la sociedad civil se han pronunciado en contra de dicha ley, primero porque aseguran que con ella se incrementaría la presencia de las fuerzas armadas en el país para llevar a cabo de tareas que le tocan a autoridades civiles, además de que podría propiciar violaciones a los derechos humanos y a las garantías individuales de los mexicanos.

La situación se pone más fea si recordamos que según una investigación del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), las intervenciones del Ejercito durante la guerra contra el narcotráfico fueron altamente letales, es decir, la mayoría de las personas que están presentes en el operativo morían, por lo que prácticamente no hay heridos o detenidos.

¿Te sentirías más seguro si el Ejército y Marina tuvieran más poder?

TE RECOMENDAMOS

Consigue más noticias en tu e-mail

Inscribirse al newsletter para recibir noticias en tu correo.